Blog

Desde lo hondo

Esperar lo acontecido

3 de diciembre de 2012 0 comentarios

Adviento es espera. Lo que se espera, sin embargo, ya aconteció. ¿Por qué, pues, espera? Se trata de celebrar el aniversario del acontecimiento, que otros esperaron durante siglos. Ahora bien no lo podemos celebrar si no nos introducimos en los sentimientos de quienes esperaban la aparición del Mesías. Cuando se produjo lo tan esperado sólo unos pastores lo celebraron. (También los ángeles). Ahora año tras año, hemos de suplir la falta de celebración de la Navidad cuando está tuvo lugar. Lo que en aquel momento fue un nacimiento insignificante, la vida posterior del niño que nace, su propuesta de humanidad y su versión de Dios, también su fin trágico, se han convertido en razones suficientes para celebrar y agradecer el nacimiento. Pero hay más y más relevante. El fin trágico terminó en triunfo, en vida. Y una vida que está presente entre nosotros, en nuestra historia. De modo distinto a cómo estuvo presente en los días que holló tierra Palestina, pero presencia real. Hay razón para motivar la espera. Espera que se basa en el deseo de hacerle presente, a él que vive resucitado, en nuestra vida y en nuestra historia. Espera que es esperanza. Es decir: tensión para que Cristo, su evangelio, sea lo que module nuestra vida. Tensión, porque toda esperanza, que no es simple espera, exige esfuerzo, convertir el deseo en acción. La liturgia nos induce a ello desde el primer domingo de Adviento. El evangelio de este domingo nos habla de una segunda venida, escenificada de modo muy distinto al escenario de Belén. Hubo una primera venida que celebramos, pero habrá una segunda en la que tendremos que “dar cuenta de nuestra esperanza”, de cómo activamos nuestros deseos. Vivimos el Adviento y celebramos la Navidad en la espera tensa de que cada día Jesús nazca y se haga más presente en nuestra propia historia.


Comentarios
Hasta ahora se han publicado 0 comentarios. Déjenos también su opinión.

Deje su comentario:

Aviso: los comentarios no se publican en el momento. Para evitar abusos, los comentarios sólo son publicados cuando lo autorizan los administradores del blog. Por este motivo, su comentario puede tardar algún tiempo en aparecer.

Su nombre:

Su comentario:


Enviar


Sobre el blog
El mercado, la prisa, el fluir…domina nuestras vidas. También la creación cultural y la verdad se encuentran afectados por la sucesión rápida, lo impactante…

Ver más

Sobre el autor
Juan José de León

Entre otras cosas es Director de la Escuela de Teología "Fray Bartolomé de las Casas" (Madrid). Acompaña espiritualmente comunidades religiosas a través de charlas y retiros...

Ver más

Normas del blog

Suscribirse a este blog Suscribirse a este blog
Suscribirse a los comentarios Suscribirse a los comentarios

Otros blogs
Cátedra de Prima Cátedra de Prima
de Editorial San Esteban/Facultad de Teología San Esteban


Últimos artículos
24 de mayo
¿Respuesta a todas las peguntas?
22 de mayo
Ocurrencias y posturas
19 de mayo
Una posverdad
25 de abril
FE EN LA RESURRECCIÓN DE JESÚS
19 de abril
No hay Viernes santo sin Jueves santo
26 de marzo
Jurar o prometer
3 de marzo
Exuberancia verbal
17 de febrero
Logos y amor
10 de febrero
Flores, frutos, raíces
5 de febrero
¿Obras son amores?


Histórico
2019
2018
2017
2016
2015
2014
2013
2012
2011


Boletín

Apúntese y recibirá en su correo las últimas novedades de la Editorial:

Enviar
 

Revistas
Revista Archivo Dominicano
Revista Ciencia Tomista
Revista Estudios Filosóficos
Revista Vida Sobrenatural
 
Logotipo san esteban editorial
Teléfonos: (34) 923 264 781 / 923 215 000
Fax: (34) 923 265 480
E-mail:
Dirección: Plaza Concilio de Trento s/n, 37001 Salamanca, España
Dirección postal: Apartado 17, 37080 Salamanca, España